google-site-verification=1O2F3AHIHMkCVC90r6wGkNUIt-r-A5PFETC8exhfP8c El cuidado del cesped – YouGrowItWeMowIt

El cuidado del cesped

Para el buen mantenimiento del pasto es necesario que se corte en forma periodica, esto logrará que el mismo se mantenga siempre sano. El corte regular del césped es muy importante ya que ayuda a espesar la hierba. En cuanto a la técnica de corte: poco y a menudo es mejor que mucho y de una vez.

El riego es otro de los factores decisivos para tener un césped de calidad, ya que la mayoría de las cespitosas son muy exigentes en agua. Sin embargo, un error muy comun es sobrerregarEl riego debe hacerse en función del tipo de hierba y, sobre todo, de la evaporación-transpiración. Su frecuencia también depende del clima, época del año y suelo.

Para un uso eficaz del agua, en épocas de calor no riegues en las horas centrales del día, no solo para evitar la pérdida por evaporación sino también para proteger las hojas de las quemaduras y, sobre todo, de enfermedades.

Recuerda que los riegos más abundantes y espaciados incentivan la profundización de las raíces y, por tanto, una mayor resistencia a la sequía.

En muchos céspedes se suele acumular una capa de restos vegetales, musgo y tierra en la base de la hierba, que impermeabiliza el suelo y favorece la aparición de hongos y plagas. Para eliminar este colchón debes escarificar, es decir, arañar la superficie de la tierra. Puedes usar un rastrillo en superficies pequeñas, o una escarificadora en praderas más extensas. La frecuencia del escarificado dependerá del clima y la orientación del terreno. En zonas más sombrías y húmedas deberás hacerlo más a menudo, hasta una vez al año, pero en céspedes mejor situados no haría falta recurrir a esta labor en varios años.

Leave a comment

Please note, comments must be approved before they are published